Marcadores con resultados online de futbol, tenis y baloncesto

 NOV
 09

Finales ATP: I love this game

Arranca el torneo que aglutina a los mejores tenistas de la temporada - Tenis

 
del.icio.us Meneame Google
Finales ATP: I love this game

Finales ATP, O2 Arena. O, dicho de otra forma, el mejor torneo de tenis de la temporada en la mejor pista del mundo. Desde hoy y durante una semana el deporte tiene su epicentro en Londres, donde se juntan los 8 mejores tenistas del año para poner la guinda a la temporada. La formación de los Grupos, y con la ausencia de Nadal por lesión, quedó de la siguiente manera:

· Grupo A: Djokovic, Wawrinka, Berdych y Cilic.

· Grupo B: Federer, Nishikori, Murray y Raonic.

Pero conozcamos un poco mejor la trayectoria que ha seguido cada una de estas raquetas para llegar hasta aquí.

Novak Djokovic. El triunfo de una idea de juego

Salvo sorpresa, volverá a ser el número 1 al final de año. Cualquiera le dice que no al monstruo balcánico, que soluciona a base de raquetazos cualquier problema que se le presenta. Se ha acostumbrado a estar en lo más alto y no parece dispuesto a ceder su lugar. Todo ello a pesar de que esta no ha sido ni mucho menos su mejor temporada. El cambio de entrenador no parece que esté ofreciendo los resultados esperados, pero si cada temporada acabas en tu raquetero con varios títulos grandes, es difícil hacer una crítica con fundamento.

Roger Federer. Ese anciano tan cabezota

El viejo no atiende a razones. Mientras los demás se empeñan en encerrarlo en el asilo para que cuente sus batallitas de juventud, él insiste en seguir construyendo nuevas historietas. La última: ser el mejor del año 2014, aunque los números no lo confirmen. Malditos números, se piensan que siempre tienen razón. Y no, no es así. Porque sabiendo de dónde viene el viejo, hasta dónde ha llegado (otra vez y por ahora) y cómo lo ha logrado, es imposible no pensar que ha sido el número 1. El otro número 1, el que no se mide por números. Así es el viejo, caprichoso.

Stan Wawrinka. El genio dormido

No ha aguantado su propio ritmo. Tras una primera mitad de la temporada donde se convirtió en el protagonista del Circuito, desde el verano ha pasado a ser poco más que un extra de su propia película. Su talento lo bebemos a sorbitos, pero le ha bastado para llegar con garantías al O2 de Londres. Llegados a este punto, y con un final de año extremadamente ilusionante con las Finales del Masters y la de la Copa Davis, esperemos que le sirva como motivación para que recupere sensaciones no tan añejas.

Kay Nishikori. Proyecto I+D+I de la ATP

Cuidado con el Samuray, que no va de farol. Sin duda ha sido el jugador revelación de la temporada. No sólo por lo que ha demostrado, sino por lo que apunta que puede llegar a hacer. Ya se ha permitido el lujo de vacilar a todos y cada uno de los abusones que hay en el Circuito y el único rival que ha tenido más fuerte que él han sido sus inoportunas lesiones, que le han apartado de lograr trofeos más a la altura de su nivel. Con un juego muy completo y una mentalidad de campeón, es de lo más esperanzador que tiene ahora mismo la ATP en el saco de las jóvenes promesas. Es su particular proyecto de I+D+I para la nueva generación.

Andy Murray. Buscando su trono

Esta era la temporada de su recuperación tras la grave lesión que tuvo que superar. Acostumbrado a ser alumbrado por los focos más brillantes, este tipo de regresos son extremadamente complejos de culminar. Y es que es mucho más difícil recuperar un trono que una silla. Pero está en ello y va por buen camino. Aún está falto de títulos importantes y de dar la cara ante los otrora compañeros de fatigas, pero ha llegado al Masters a base de mucho trabajo y de un juego consistente. Es decir, ha llegado siendo fiel a sí mismo.

Thomas Berdych. Hace chas y aparece

Cada año que pasa nos hace el mismo truco. Y da igual que sepamos que nos lo va a hacer porque ni aún así se lo pillamos: llega noviembre, llega el momento de los mejores y, de repente, le vemos en el O2 de Londres. “¿Pero cómo narices lo ha hecho?”, solemos pensar. Dichoso fantasma. Y es que si repasamos el historial de la temporada, su nombre no aparece en los grandes torneos ni en las crónicas del mundo; pero ahí va, granito a granito, acumulando cada año los suficientes puntos para estar al final entre los mejores. Sin hacer ruido, sin asomar la cabeza. Dichoso fantasma, que cuando nadie le espera.

Milos Raonic. El saque como filosofía de juego

Conocido como el Superman del Circuito, hasta se peina a veces con el característico caracolillo del superhéroe. Tiene un misil tierra-aire en su brazo derecho que no sólo le regala aces prácticamente en cada turno de saque, sino que le ha traído hasta las Finales de Londres. Pero ese superpoder también es su kriptonita: la diferencia entre su servicio y el resto de facetas de su juego es tan abismal, que no puede permitirse el lujo de tener un día malo. Si no, está perdido.

Marin Cilic. New York, New York

Seguro que es la canción que utiliza como despertador cada mañana. Y no es para menos. El croata se ha colado entre los mejores única y exclusivamente por su sorprendente triunfo en  el Grand Slam de la Gran Manzana, que se la comió por la desidia de todos los favoritos. Pecado carnal que aprovechó el menos angelito de la clase. Ahora le queda lo más difícil, demostrar que aquel triunfo no fue por despistes ajenos, sino por recursos propios.

Ahora no queda más que disfrutar durante 8 días de los 8 mejores. Genios, promesas, guerreros, sorpresas… ¡Den vida a esas raquetas!

@JonMarlo


Comenta la noticia con Facebook


Publicidad


© 2016 Copyright Ediciones Foro Digital S.L.  |   Aviso legal  |   Contactar